Agilidad para aprender; muy apreciada hoy…. pero mucho más en el futuro

Las compañías relojeras están haciendo cada vez piezas más caras para mantener sus ventas y eso es derivado de que los jóvenes ya no usan reloj de pulsera; si quieren saber la hora simplemente voltean a ver su celular… Nadie se imaginó hace unos años que un teléfono iba a desplazar al tradicional reloj, el compañero indispensable.

Hay muchísimos ejemplos que muestran lo que a todas luces es un hecho conocido: el mundo está cambiando muy rápido y lo hará cada vez más. El ritmo es vertiginoso, los cambios son muchos, grandes, muy frecuentes y los más importante; se sienten.

El mundo se ha convertido en una montaña rusa.

Lo que los estudiosos del talento han aprendido en los últimos años es que las personas que mejor libran, o que inclusive crecen en ambientes como el que tenemos enfrente, son los que tienen agilidad para aprender; pero no aprender de un pizarrón, en un curso o en un libro, sino los que tienen agilidad para aprender de la experiencia que están viviendo.

No sabemos que nos depara el futuro, nadie lo sabe. Lo que sí sabemos es que será increíble, lo que hemos visto hasta ahora no es nada comparado con lo que veremos. Dos ejemplos:

1. En un futuro no muy lejano, si tienes un problema en alguno de tus órganos, el corazón por ejemplo, tu doctor va a tomar una muestra de tus células y te va a imprimir uno nuevo, igualito al tuyo, nuevecito y sin riesgo de rechazo. ¿En una impresora?… Sí, así como se oye, te lo van a imprimir.

2. Estamos a unos años de crear la primera célula hecha a partir de moléculas. Y eso va a cambiar, para empezar, la mismísima definición de lo que es vida.

Y no sólo hay ejemplos en la biología y medicina, también hay en las tecnologías de información, en el ramo de la energía, en nanotech y en donde quieras buscarle. La inercia del cambio es enorme e imparable y por lo tanto, lo peor es negarlo, o resistirse. ¿Qué hemos aprendido de la evolución? Muchas cosas, pero la más importante y fundamental es una cruda y poderosa verdad: CHANGE OR DIE.

La pregunta entonces es… qué tanta agilidad para aprender tienes y qué estas haciendo para mantener ese músculo del aprendizaje fuerte y sano. Pero de nuevo, no es aprender de libros o Internet, es aprender de lo que estás viviendo, es en primera instancia conectar los eventos que te rodean.

Por ejemplo, el de los órganos impresos tendrá amplias implicaciones en nuestras vidas: si nos pueden reemplazar los órganos que no funcionen apropiadamente ¿cuántos años vamos a durar entonces? ¿Qué vamos a hacer con todo el tiempo adicional? ¿Qué pasará con nuestro cerebro, iremos a tener cuerpo de joven con cerebro de viejito? ¿A que edad nos deberíamos retirar? ¿Qué va a pasar con los seguros de vida y gastos médicos? ¿Qué va a pasar con los planes de pensión? En el segundo caso, de entrada imagínate las preguntas… si podemos crear vida partir de viles químicos, ¿entonces que somos nosotros? ¿Sólo átomos organizados? Aquí, además de las implicaciones religiosas obvias, están las políticas, sociales, educativas, pero sobre todas ellas están las tecnológicas y económicas. Si podemos crear células por diseño, ¿podríamos hacer unas que se coman el moho de los baños?… eso cambiaría el negocio de los limpiadores ¿o no? ¿Y qué tal si hacemos unas que sean cazadoras de caries?… eso cambia el negocio de los productos dentales y los dentistas… toda una industria. Y si ya estamos en eso, ¿por qué no hacer unas como las de las glándulas mamarias de las vacas, pero que hagan leche humana?… eso cambia la industria láctea y la de los alimentos para bebé. Y si ya tenemos eso, para que queremos las vacas ¿para la carne?, no las necesitamos, también tenemos otras células que producen músculo vacuno de manera mucho más eficiente, las vacas gastan casi todo lo que se comen en caminar, respirar y simplemente ser vacas. Y si ya tenemos la leche humana, que es el alimento completo por excelencia, ¿para que queremos todos los demás alimentos? ¿Irá a cambiar la cadena alimenticia?

¿Qué tanto de esto va a pasar y cuándo? No lo sabemos, pero lo que está claro es que nuestra capacidad para ver las implicaciones y adaptarnos al medio será la única ventaja. ¿Cuántas industrias completamente nuevas se crearán? ¿Cuántas dejarán de existir? ¿Cuántas personas empleadas serán beneficiadas y perjudicadas en el proceso? ¿Qué nuevas habilidades tendrán que adquirir? ¿Qué habilidades quedarán obsoletas? Tampoco lo sabemos, pero vuelve a quedar claro que tu agilidad para aprender será la clave de tu sobrevivencia profesional.

¿Te preocupa? Piensa en esto: A la mayoría nos gustan las montañas rusas, muchos incluso levantan los brazos para disfrutar más el recorrido; Y sin embargo… el contraste es que a la mayoría no nos gustan los vertiginosos cambios y la incertidumbre en la que el mundo está cayendo, nos hacen sentir incómodos e inseguros. ¿Por qué?

Levanta los brazos.

Juan Valles

About Juan Valles

Trabajo en el sector educativo, como director de talento de una institución en la que estamos tratando de cambiar la manera en que educamos a las nuevas generaciones. Estuve 8 años en una de las firmas globales de consultoría de talento y aprendí mucho. Escribo sobre career management por experiencia profesional y por pasión. Estudié Ingeniería Química y la curiosidad por entender como funciona todo esto siempre ha estado en mi. Escribo sobre ciencia y doy clases de química por formación y pasión. Soy cocinero aficionado y un apasionado del buen comer. Nunca estudié nada sobre esto, ni quiero, este tema lo quiero mantener en la pura pasión.
This entry was posted in Career Management. Bookmark the permalink.

2 Responses to Agilidad para aprender; muy apreciada hoy…. pero mucho más en el futuro

  1. FERNANDO HUERTA says:

    En tiempos expoenenciales donde todo cambia tan rapido……la velocidad del aprendizaje es algo critico. Lo preocupante es que necesitamos impulsar esto en Mexico!!! este como en muchos otros temas nos estamos quedando atras!!!!

  2. Daniel Lopez says:

    Juan, te felicito, excelentes argumentos.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s